Booking.com

miércoles, 3 de febrero de 2016

Pollo caramelizado con soja y jengibre. Pon un toque oriental en tu mesa

Para esos días en los que apetece comida con un toque oriental es ideal esta receta de pollo caramelizado con soja y jengibre. Tan rápida de hacer como un plato de pollo clásico , pero con ese punto asiático que lo hace diferente y que tanto nos gusta.



Este plato podéis prepararlo también con muslitos de pequeño tamaño, de carne más jugosa que la pechuga, si os gusta la textura más tierna de esta pieza, aunque tendréis que aumentar unos minutos el tiempo de cocción.

Ingredientes para cuatro personas

  • 1 pechuga de pollo
  • 2 cucharadas de zumo de lima
  • 2 cebolletas
  • 25 g de jengibre fresco
  • 1 cucharada de aceite de sésamo o de girasol para la marinada
  • 1 cucharadita de azúcar
  • 30 ml de salsa de soja
  • 15 ml de agua
  • 2 cucharadas soperas de vinagre de arroz
  • 2 cucharadas de aceite de sésamo o girasol para el salteado

Cómo hacer pollo caramelizado con soja y jengibre

Cortamos las pechugas de pollo en dados, los ponemos en un bol y les añadimos el zumo de lima. Reservamos.

Picamos las cebolletas en láminas y el jengibre en bastones finos. Los ponemos en un bol y les añadimos el aceite de sésamo, el azúcar, la salsa de soja y la pimienta. Mezclamos todo bien.

En un wok o sartén echamos el aceite y salteamos los dados de pollo, bajamos el fuego y los dejamos dorarse durante 10 minutos removiendo frecuentemente.

Añadimos cuando pase el tiempo el vinagre de arroz y después la cebolleta, el jengibre y su marinada. Rectificamos de sal, y dejamos cocer durante tres o cuatro minutos, añadiendo un poco de agua si se queda muy seco.



Tiempo de elaboración | 25 minutos
Dificultad | Fácil

Degustación

Simplemente acompañado de un arroz hervido o una ensalda, este pollo caramelizado con soja y jengibre resulta perfecto para una comida de diario a la que le queramos dar un punto original.

Esther Clemente

Fuente


No hay comentarios:

Publicar un comentario